Forodisea

Un cuento de Navidad

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Un cuento de Navidad

Mensaje por Cameo el Dom Dic 27, 2015 5:57 pm

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

No había sido un buen día para mi. Y no por aguantar los sollozos de los más de veinte empleados que fueron despedidos al termino de la jornada, sino además a la vez por las interminables quejas de mi secretaria a la vez que amante.

Huir deja de tener sentido cuando no se cuenta con refugio que te acoja, y mi hogar era cualquier cosa menos un remanso de paz. Mi esposa sospechaba de mis devaneos y no paraba de dar cuerda a ese ovillo. ¡Ay, si supiera ella la de veces que le fui infiel!.

Seguir huyendo era mi única alternativa, así que enfundado en mi chándal de recorrí una cuantas “manzanas” hasta terminar sudoroso y agotado en el punto de partida. Volver a casa no se presentaba como alternativa aconsejable, así que caí en brazos de mi más querido “amigo”, mi BMW de 90.000$, y partí sin rumbo fijo.

A aquellas horas de la madrugada solo encontré abierto un bar de mala muerte en la zona más cutre de toda la ciudad. El lugar estaba repleto de mendigos. Por lo visto había menú de pordioseros disponible en tan señalada fecha navideña. Pavo de alguna navidad pasada acompañado con guarnición de puré de patatas y postre de soufflé de queso.

Mi primera intención fue la de salir corriendo del lugar, pero el hambre que sentía inclinó la balanza y pedí el menú único y lo devoré en un abrir y cerrar de ojos. Me dispuse a pagar mi cuenta y…¡Horror!... Había olvidado coger mi cartera…

- Señora, tengo un pequeño problema, he olvidado mi cartera y…
- No me diga más, no tiene dinero. ¿No es así?.
- Si, pero puedo ir a buscarla y le pagaré además una generosa propina.
- Ya, y tiene el señor alguna identificación.
- No, lo dejé todo en mi cartera.


Entonces intervino un mendigo:
- Vamos no se preocupe, haremos una colecta y lo invitaremos.
- No, no, ustedes no entienden, yo no soy como piensan, soy rico, de verás.
- Ya lo sabemos señor, nosotros también lo somos, solo que hoy salimos de incógnitos…

Y siguieron a los suyo recolectando centavos hasta que tuvieron suficiente para pagar mi miserable cena. ¿Y saben?, aquello me emocionó. Aquella gente que nada tenía sacaba de donde apenas había para salir en mi ayuda.

Tras despedirme entre agradecimientos sinceros cruce la calle hasta mi coche que estaba justo en frente a la vista de todos. Ellos me observaban con gesto de despedida. Yo les devolví el saludo y me dispuse a dar un largo paseo a pie. No les haría el feo de subir a mi lujoso auto. Al fin y al cabo no tenía prisa y si mucho en lo que pensar en aquella noche de Navidad.



[center]
avatar
Cameo
Equipo del Foro
Equipo del Foro

Mensajes : 4249
Fecha de inscripción : 07/03/2010

http://forodisea.foro-activo.es

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.